Cómo elegir tuberías

Las tuberías de alimentación de agua son imprescindibles para conducir el agua a cualquier punto que necesites. Para la correcta instalación se necesitan los tubos adecuados. El diámetro, si la instalación es interior o exterior, si va a conducir agua fría, caliente o ambas, y si está previsto que quede oculta o a la vista son algunos de los aspectos que debes tener en cuenta en la elección.


Pasos para que puedas elegir la tubería que necesitas

Podemos dividir las tuberías en tres grandes grupos: termoplásticos, cobre y polietileno.

1. Los termoplásticos son los más versátiles.

2. El cobre es el más usado y robusto.

3. El polietileno solo se usa para agua fría y preferiblemente de exterior.


Criterios de elección

Antes de decidirnos por una u otra tubería debemos tener en cuenta diversos factores para elegir la solución idónea para la instalación.

¿Es un conducto de alimentación en el interior o en el exterior de la vivienda?

               

INTERIOR   

EXTERIOR

CONVENCIONALES

- PVC a presión (ver)
- Polibutileno (ver)
- Multicapa (ver)

CONVENCIONALES

- Polietileno (Ver)
- Polibutileno (ver)
- Multicapa (ver)

EXPECIFICOS

- Cobre (ver)
- Polietileno reticulado (ver)
- Polipropileno (ver)
- Multicapa (ver)

ESPECIFICOS

- Polietileno reticulado(ver)
- Polipropileno (ver)
- Multicapa (ver)

PVC a presión (PER) (ver)

Termoplástico rígido. Sistema utilizado para instalaciones interiores de agua fría o para un uso ocasional de agua caliente; soporta una temperatura máxima de 60°C. Sus paredes lisas impiden la sedimentación en su interior y gracias a su flexibilidad y gran caudal a bajo costo es el material ideal para instalaciones de conexión a sistemas de filtración de piscinas (soportan bien los golpes de las bombas).
La unión con las piezas se realiza mediante adhesivo de pvc. Por esto mismo no es recomendable su uso para altas presiones estáticas, instalaciones ocultas o altas temperaturas. Cuenta con diversos diámetros (desde 63 mm hasta 20 mm) y piezas tales como nudos (unión de tres piezas para desconexiones de aparatos) y llaves.

Polibutileno (PB).(ver)
 Tuberia de material plástico que ofrece una gran versatilidad de usos (acs, calefacción y afch) y de muy fácil manejo gracias a su flexibilidad. Por su naturaleza plástica es ideal en espacios que exijan la escasa condensación del aire del ambiente. Genera muy pocos ruidos por golpes de ariete; no requiere de herramientas especiales y es válido para instalaciones ocultas. Cuenta con diversos diámetros (desde 15 mm hasta 40 mm) y una gran variedad de piezas como distribuidores de calefacción o soportes de baterías de grifo de baño.

Multicapa.(ver)
Como su propio nombre indica, este tubo está compuesto de varias capas de materiales plásticos y un alma de aluminio proporcionando resistencia y ductilidad haciendo muy sencilla la instalación. Muy usado en el ámbito profesional por la gran gama de diámetros que ofrece (desde 16 mm a 63 mm) y usos, tanto en calefacción, como acs y afch. Ofrece piezas de uso con una pinza de apriete para instalaciones ocultas y de compresión para instalaciones vistas, estas últimas no requieren de herramientas especiales, basta con un par de llaves ajustables y abocardador (herramienta para ensanchar tuberías flexibles).

Cobre (ver)
Tubería convencional para instalaciones tanto industriales como domésticas, suministro de agua, fría y caliente, así como de calefacción y refrigeración. El cobre es muy resistente tanto a las altas presiones como a diferentes temperaturas. Al ser tubos rígidos, son necesarios un alto número de accesorios para su instalación: manguitos, codos, puentes, curvas, reductores…
La unión de la pieza al tubo se puede realizar de dos maneras:
1. Tipo mecánico: es la manera óptima para conducciones vistas y de fácil instalación.
2. Mediante soldadura: en este caso es necesario el uso de soplete, decapante y material de aporte que será diferente según la naturaleza de la instalación (dura o blanda, con distintos porcentajes en plata que es la que aporta la flexibilidad).

Polietileno reticulado (PEX).(ver)
Monotubo de termoplástico flexible. Son aptas para instalaciones de calefacción y de conducción de agua fría y caliente. Sus paredes lisas impiden la sedimentación en su interior y son muy resistentes tanto a la corrosión como a las agresiones de productos químicos. Puede unirse a otro tipo de tubería mediante rosca. Existen varios tipo de accesorios para usar en las instalaciones: PUSH (sin herramientas), PRESS con máquinas de prensar, COMPRESIÓN con unas simples llaves fijas o inglesas y de CASQUILLO CORREDIZO donde son necesarias maquinas más sofisticadas.

Polipropileno (PPR).(ver)
Dentro de los plásticos, son los más resistentes al calor (hasta 90° C). Su uso se diseña tanto para industria (sistemas de acs, afch, climatización por fancoils) como para uso doméstico (distribución de accs, afch, calefacción). Sus paredes lisas impiden la sedimentación en su interior y son muy resistentes tanto a la corrosión como a las agresiones de productos químicos en tratamientos para bactereas. Su poca condensación del aire ambiental le hace excelente para instalaciones muy específicas. Los accesorios necesarios para las instalaciones de este tipo de producto son también de polipropileno y para la unión de estos con los tubos es necesaria una herramienta específica que funde las piezas entre ellas (termofusion plástica).
Existen tubos de diámetros de hasta 110 mm.

Polietileno.(Ver)
Tubería flexible utilizada para instalaciones de agua, como acometidas en edificios y riego por goteo. También destaca por su gran resistencia a climas extremos, óptimo para ser enterrado. Sus paredes lisas impiden la sedimentación en su interior, lo cual hace de este material el favorito para terrenos como jardines. Su fácil uso no requiere de herramientas especiales y su popularidad hace contar con una gran gama de posibilidades. Cuenta con piezas metálicas que encarecen la instalación, pero garantizan la durabilidad de esta. No es recomendable para instalaciones de interior ni calefacción por sus grandes dilataciones y por no tener mucha resistencia a la presión.

compara-tubos.jpg

¿Cómo aislar y proteger la tubería?

Para aislar tus tuberías, protegerlas de contactos accidentales que ocasionen quemaduras y proteger la instalación térmicamente, debes utilizar coquillas (piezas de aislamiento), que las encuentras de diferentes diámetros y densidades para su aplicación en sistemas de climatización y agua.

Tubo corrugado.(ver)

Indicado para instalaciones ocultas de alimentación de agua. El azul identifica la tubería de agua fría y el rojo, el de agua caliente. Además, protege de posibles daños ocasionados por el contacto entre materiales (yeso-cobre).

Coquillas.(ver)
Para instalaciones vistas y empotradas de alimentación de agua